Este pasado fin de semana tuve la oportunidad de cubrir el Campeonato de España de Motocross, una prueba que tenia la fecha fijada en Mayo, pero como muchas otras cosas a causa del Covid, se retraso a este mes de noviembre. Disputada en el Circuito Castillo de Ayud, en la ciudad de Calatayud. Circuito amado por muchos pilotos no solo nacionales sino internacionales, que no solo se complemente por su distribución y saltos, sino porque conserva un pasado donde fue creado de acorde a su uso, y ayudado por lo que se buscaba en un circuito rey en su registro. Su paraje y ubicación natural, lo amplían aún más en su grandeza y lo hacen único, teniendo como telón de fondo el Castillo que le da nombre. 

Todo estaba preparado para este campeonato único sin público, acompañado de la niebla matutina que jugó alguna que otra desventaja en las primeras horas de la mañana. A los amantes del motor, donde también me incluyo, era otra oportunidad para disfrutar de un espectáculo de ruido de motores, lucha de superación y esfuerzo en cada curva, en cada salto demostrado por cada participante que se enfrentaba a los casi dos kilómetros de circuito.

Al final, como en todos los deportes, son solo unos pocos los que tienen la posibilidad de subirse al podium, pero esto no desmerece al resto de pilotos, que en todas las mangas, carreras y competiciones ganan igual, por crecer en la tierra, evolucionar, y demostrar su amor por esta disciplina deportiva. No solo es un deporte de grandes escuderías, sino es un deporte donde se puede apreciar de cerca la lucha de familiares y amigos, que realizan tareas de mecánicos, manager, psicólogos y sobre todo amigos de su piloto familiar, recorriendo kilómetros, durmiendo en lugares lejanos de su hogar, dando todo lo que pueden y mas, para acompañar a su piloto, y demostrarles en cada momento que no esta solo. Es un deporte, donde los grandes no necesitan grandes equipos, y los grandes equipos refuerzan ese amor por el motor y las ganas de superación y victoria en las arenas de un ruedo lleno de barro con curvas y saltos difíciles, como la vida misma.

https://youtu.be/u4PyYpAShUE

Esperemos que esa pasión no se pierda y sigan las carreras, y que poco a poco el público que en esta ocasión tuvo que faltar, se vaya uniendo poco a poco para acompañar al rugido de las máquinas. 

Clasificación:

David Braceras, se llevó el título de MX125

Campeón de MX1 – Nil Arcarons

Campeón de España de MX2 – Rubén Fernández (y placa de Líder 24MX)

Campeón de España de ÉLITE MX1 – Nil Arcarons

©Gonzalo Abad.